SONY
Notas Jean Paul de la Harpe: "las fotografías memorables son las que logran contar una historia"

Jean Paul de la Harpe: "las fotografías memorables son las que logran contar una historia"

Por Claudia Rodríguez /Alpha Universe, 16 de septiembre, 2020
Jean Paul de la Harpe: “las fotografías memorables son las que logran contar una historia”
Catedrales de Mármol, Patagonia Chilena – Sony α7R III | Sony FE 24-105 mm F4 G OSS (f/8 – 1/250 Seg. – ISO 320 – 93 mm)
Jean Paul de la Harpe®

 

Jean Paul de la Harpe es biólogo de profesión y apasionado fotógrafo de naturaleza y de fauna silvestre desde hace más de 20 años, tiempo durante el cual ha recorrido gran parte del territorio chileno, desde los lugares más remotos, como los australes fiordos de Tierra del Fuego hasta las extensas planicies de altura en el altiplano. Es el fundador del proyecto Chile Indómito el cual se ha centrado en la promoción de expediciones, cursos y talleres fotográficos durante todo el año, así como la publicación de varios libros, calendarios, reportajes  y revistas especializadas en la difusión del Patrimonio Natural de Chile, su país natal.

 

 

Su especialización en fotografía de naturaleza y vida salvaje no ha sido al azar, desde pequeño se sintió atraído por el mundo natural y por esa razón decidió estudiar biología que lo ayudó a conocer mejor la fauna y el entorno natural que es su fuente primaria de inspiración. Su destacado trabajo se puede apreciar a plenitud a través de sus redes y página web, así como también puedes aprender a fotografiar aves en bebederos con su magnífica e ingeniosa técnica o seguir sus consejos para elegir los mejores teleobjetivos para fotografiar la naturaleza.

 

A continuación les dejamos esta amable conversación que sostuvimos con este destacado Sony Alpha Partner, Jean Paul de la Harpe.

 

 

Eres biólogo de profesión, ¿qué te motivó a cambiar de profesión y dedicarte de lleno a la fotografía?

Probablemente por el mismo motivo que estudié biología, que es el amor y pasión por la naturaleza. Desde niño siempre me sentí fuertemente atraído por el mundo natural y cuando tuve que optar por una carrera universitaria tenía muy claro que la biología era el camino a seguir, para poder comprender mejor los procesos ecológicos y biológicos que imperan en nuestro planeta, así como también conocer la maravillosa biodiversidad que este mundo alberga. Quizás uno de los promotores de esta pasión fue el gran “Jacques Costeau”, quien -aparte de ser un gran oceanógrafo- era un muy buen documentalista visual.

 

Siempre me quedó en la mente la convicción de que a través de la imagen se podía llegar muy lejos desde el punto de vista comunicativo, ya que el mensaje que transmitía de valoración de la naturaleza era muy potente. Eso marcó muy fuerte mi decisión de abandonar la carrera científica, durante la realización de un doctorado en Ecología en la Pontificia Universidad Católica de Chile, para buscar una forma más directa y sincera de mostrar y dar a conocer el fascinante mundo natural que nos rodea y la importancia de su conservación. Y después de 20 años de ese momento, nunca me he arrepentido de tal decisión. En todo caso, si volviera a tener 18 años, creo que tomaría el mismo camino que recorrí.

 

Siete colores (Tachuris rubrigastra) – Sony α7R III | Sony FE 100-400mm f/4.5-5.6 GM OSS (f/5,6 – 1/1250 Seg. – ISO 2000 – 400 mm)
Jean Paul de la Harpe®

 

 

¿Ser biólogo te hizo ser más consciente de tu misión como fotógrafo de naturaleza y fauna?

De todas maneras. Como biólogo tuve la posibilidad de trabajar en muchos proyectos de investigación, recorrer mucho mi país, y conocer los principales ecosistemas de este y sus principales amenazas de conservación. Cuando puedes ver eso con datos duros, desde una perspectiva científica, es imposible ser indiferente a la problemática y dejarlo pasar. Eso motivó de fuerte manera la forma en la que he llevado mi carrera como fotógrafo de naturaleza, siempre con un solo norte, que es la difusión y conservación del patrimonio natural.

 

Sumado a lo anterior, el hecho de tener una aproximación más científica a la naturaleza ha sido muy crucial en mi trabajo fotográfico sobre la misma. Creo que un buen fotógrafo de naturaleza debe saber mucho de ésta. En la medida que más conoces a tu sujeto, mejor y más exitoso será tu acercamiento a éste, por lo que las posibilidades fotográficas aumentan de manera exponencial, y eres mucho más elocuente con tus imágenes.

 

 

La fotografía te ha permitido conocer gran parte de tu país: Chile. ¿Cuáles son tus lugares favoritos para fotografiar y por qué?

Es una pregunta difícil de responder. Cuando comencé a recorrer mi país, tenía una clara preferencia por el sur de Chile. Sus bosques, montañas, volcanes y fiordos siempre me cautivaron. Pero en la medida que más conocía, más me encantaba con esa naturaleza tan diversa que podemos encontrar en este país, desde el árido desierto de Atacama hasta los campos de hielo del extremo sur. Esa posibilidad de estar en un par de horas en lugares tan contrastantes, es maravilloso. Yo creo que cada rincón de este país es uno de mis favoritos, pero si tuviera que nombrar algunos, la Patagonia de la región de Aysen, Tierra del Fuego, la región de la Araucanía y los alrededores de San Pedro de Atacama. También la costa y cordillera de los Andes, en toda su extensión, son maravillosas.

 

Luna sobre glaciar en la Península Antártica – Sony α7R III | Sony FE 100-400mm f/4.5-5.6 GM OSS ( f/7,1 – 1/200 Seg. – ISO 320 – 250 mm)
Jean Paul de la Harpe®

 

 

Elliot Erwitt dijo: “la fotografía es un arte de observación, se trata de encontrar algo interesante en un lugar ordinario”, ¿cómo te preparas para fotografiar lo que para otros puede pasar inadvertido?

Creo que la preparación para hacer una fotografía es muy importante en el proceso creativo. Cuando abordo un proyecto fotográfico, mi flujo creativo tiene 3 grandes etapas.

 

La primera es la “previsualización”, que es la idea de imagen que tengo. Es en esta etapa donde uno arma esa imagen en la cabeza, lo cual involucra el compenetrarse muy bien con el tema, estudiar, investigar. Es con toda esa información en la cabeza, más la idea original, que se nos abren canales perceptivos que nos hacen encontrar imágenes incluso en situaciones ordinarias o comunes, tal como lo menciona Erwitt.

 

La segunda etapa de este proceso es la “captura” como tal, donde nuestro manejo de la técnica y la capacidad de leer las situaciones que se nos presentan desde un punto de vista fotográfico se hacen muy relevantes. Un ejemplo de ello es utilizar una limitación tecnológica como un elemento creativo, tal como un contraluz fuerte, donde el limitado rango dinámico de un sensor en comparación a nuestra retina hace imposible poder apreciar los detalles tanto en zonas luminosas como a la sombra, y podemos gracias a eso resaltar siluetas o figuras, dando espacio a la insinuación más que a lo evidente.

 

Por último, la tercera etapa es el “revelado”, la cual es imprescindible para darle ese toque editorial y personal a nuestro trabajo.

 

Creo que cuando uno toma estas tres etapas a conciencia, comenzamos a percibir un mundo paralelo, siempre está ahí, pero es invisible a la vista rápida y apresurada de la gran mayoría de las personas.

 


“Ese goce por lo que haces se verá reflejado en tu trabajo final, sumado a las buenas experiencias que irás acumulando con el tiempo en este camino sin fin que es la fotografía” – Jean Paul de la Harpe 


 

 

La fotografía de naturaleza es un arte contemplativo y suele ser algo solitario, ¿viajas solo o acompañado?

La respuesta es solo y acompañado. Debido a que me dedico a dictar cursos, talleres y liderar expediciones fotográficas de tiempo completo, usualmente ando con alumnos y clientes. Esas instancias, a pesar de tener las responsabilidades intrínsecas, las aprovecho para hacer parte de mis fotografías, en los tiempos libres que quedan. Pero de tanto en tanto salgo solo a hacer mis imágenes, lo cual me da mucho más tiempo para contemplar, buscar y pensar que es lo que voy a hacer. Creo que ese tiempo personal es un elemento muy relevante en el trabajo de cualquier fotógrafo. A pesar de eso, igual disfruto mucho saliendo con gente que se apasiona tanto como uno por este tema. Eso pasa a ser un factor motivador para seguir haciendo lo que hago.

 

 

Hace poco vimos cómo preparaste un bebedero para fotografiar aves en su entorno natural, ¿cómo te preparas para pasar tanto tiempo escondido?

La verdad es que cuando tienes un objetivo en tu cabeza, y realmente te apasiona lo que haces, el tiempo vuela. Siempre me preguntan cómo puedo dedicar tanto tiempo para lograr una fotografía, y la verdad es que me gustaría dedicarle aún más. Es super importante entender que las cosas frente a tu cámara ocurren en los tiempos impuestos por la naturaleza, no los que te convienen a ti. Eso significa que a veces puedes estar no solo horas, si no meses detrás de una fotografía específica, pasando gran parte del tiempo simplemente esperando. Es ahí que la preparación debe ser mental, aprender a esperar y vencer a la ansiedad que, por lo general, es la peor compañera de un fotógrafo de naturaleza.

 

Atardecer en la playa de Santo Domingo – Sony α7R III | Sony FE 16-35mm f/2.8 GM Lens ( f/8 – 3,2 Seg. – ISO 400 – 18 mm – Filtro inverso GND de 0,9 + Filtro GND 0,9)
Jean Paul de la Harpe®

 

 

Según tu punto de vista, ¿qué hace que una fotografía sea memorable?

Creo que las fotografías memorables son las que logran contar una historia. Cuando logramos crear una imagen que es capaz de relatar sin necesidad de explicar de forma oral o escrita que es lo que ocurre dentro de ella, me parece que se logra el objetivo de crear un documento visual que puede perdurar en el tiempo. Y cuando me refiero a que se exprese por sí sola, no solo me refiero a algo netamente documental, sino que también sea una imagen que logre evocar un sentimiento en quien la observa, que lo transporte más allá del plano bidimensional de una fotografía. Esas imágenes son las que trato de perseguir y buscar, aunque no siempre es fácil lograrlas. Creo que, en un año, un fotógrafo será capaz de realizar no más de 10 o 12 fotografías memorables, a pesar de haber tomado miles durante ese período.

 

 

Eres el creador de Chile Indómito, cuéntanos de este proyecto.

Chile Indómito nace como una iniciativa de poner en valor el patrimonio natural de Chile, a través de la fotografía y la experiencia en la naturaleza. En un principio partió siendo una revista de difusión ambiental, en donde la imagen era el punto primordial dentro de la línea editorial de esta. Fue tan buena la acogida de esta iniciativa, que más y más gente quería participar de alguna manera o simplemente se sentía muy identificada con lo que se trataba de transmitir a través de sus páginas. En paralelo, yo desde el año 2002 tenía mi empresa dedicada a los cursos, talleres y expediciones fotográficas llamada “ABTAO”, la cual operé por muchos años. Entonces, en un momento dado, tenía dos emprendimientos que corrían en paralelo, en donde cada día se me hacía más difícil duplicar esfuerzos para ambos. Fue por lo mismo que tomé la decisión de fusionar ambas iniciativas bajo el nombre de Chile Indómito, ya que sentí que de esa manera estaba optimizando mi tiempo y energías.

 

Hoy en día Chile Indómito es mi proyecto de vida, en dónde trato de integrar y aplicar mis conocimientos de la naturaleza a través de la fotografía e imagen, con el objetivo de la Conservación del patrimonio natural de Chile. En la web www.chileindomito.cl podrán encontrar una gran variedad de recursos y actividades, dentro de los cuales destacan nuestra hermosa revista, una serie de videos que muestra la naturaleza desde un punto de vista distinto, reportajes de temas, lugares o personajes de relevancia e instancias de aprendizaje como son nuestro cursos, talleres, expediciones y charlas.

 

Zorro Culpeo (Lycalopex culpaeus) – Sony α7R IV | Sony FE 100-400mm f/4.5-5.6 GM OSS + Teleconverter Sony 1,4X (f/9 – 1/1000 Seg. – ISO 640 – 526 mm)
Jean Paul de la Harpe®

 

Debes tener muchas anécdotas interesantes durante tus expediciones fotográficas en Chile Indómito, ¿hay alguna memorable que quisieras compartir?

¡Ufff…¡ Son tantas las experiencias que he podido vivir durante todo este tiempo, guiando expediciones fotográficas, que se me hace muy difícil elegir alguna. Quizás una de las que más atesoro fue durante una expedición hace un par de años, en Patagonia, específicamente en el Parque Nacional Cerro Castillo.

 

El propósito de la expedición era fotografiar Huemules, un ciervo que habita la Patagonia chilena y Argentina -de los cuales no quedan más de 2.000 individuos- siendo una especie muy amenazada. La idea era poder fotografiarlos en su ambiente natural: los cerros escarpados de la cordillera de los Andes. Ese día salimos temprano desde nuestro hotel en Coyhaique, que es la ciudad más cercana a este parque nacional, para ir en busca de estos animales.

 

Yo llevo años fotografiando Huemules, por lo que ya sé cómo y dónde buscarlos. Por lo general hay que conducir muy lento por el camino, mirando hacia las cumbres. Cuando se encuentran, significa que hay que detenerse y subir empinadas laderas para llegar a ellos, lo cual requiere de un esfuerzo físico importante. Pero ese día fue especial, ya que cuando nos acercábamos al parque, comenzó a nevar. Eso sin lugar a duda sería un desafío extra, tanto para acceder al lugar, como también encontrar a los Huemules. A pesar de eso, mis clientes estaban muy motivados y con ganas de tener una experiencia única junto a estos fantásticos animales. Fue así entonces que divisé a lo lejos -bastante alto en la montaña- una pareja de estos ciervos. Nos detuvimos y comenzamos la larga caminata, haciéndonos camino en la nieve, mientras se engrosaba cada vez más, bajo nuestros pies. Después de un tiempo caminando logramos llegar a escasos metros de ellos, y la experiencia fue mágica.

 


“Ver y fotografiar a estos nobles animales, frente a nosotros, en una actitud muy serena, fue un regalo” – Jean Paul de la Harpe


 

Pasamos aproximadamente 1 hora fotografiándolos, hasta que finalmente decidieron irse lentamente, perdiéndose en este bosque vestido de blanco. Volvimos al minibús con frío y mojados, pero con el corazón lleno de alegría y felicidad de haber podido vivir ese encuentro único, con una de las especies más emblemáticas de la Patagonia.

 

Picaflor Cordillerano (Oreotrochilus leucopleurus) – Sony α7R III | Sony FE 100-400mm f/4.5-5.6 GM OSS (f/6,3 – 1/2000 Seg. – ISO 1250 – 400 mm)
Jean Paul de la Harpe®

 

¿Qué llevas en tu mochila normalmente?, ¿cuál es tu cámara y lentes favoritos?

Mi mochila lleva harto peso, y es debido al tipo de fotografía que hago, en donde me intereso por fotografiar desde insectos a grandes paisajes, pasando por la fauna también. Es por lo mismo que hoy en día mi equipo regular consiste de 2 cuerpos, una Sony α7RIII y una α7RIV además de una α6300 que uso para grabar mis videos. Con respecto a lentes, siempre traigo conmigo el Sony 16-35 GM para paisajes, el Sony 100-400 GM para fauna, paisajes y detalles, el Sony 90 mm Macro que lo uso para macro y también otras aplicaciones y además el Sony 24-105 G que es el lente que más uso.

Llevo conmigo también 2 unidades de flash, un set completo de filtros graduados de densidad neutra, polarizadores y filtros ND. También llevo conmigo una cámara de acción, la Sony FDR-X3000 y una cámara 360. Ahora último también estoy saliendo con la Sony α9II y el teleobjetivo Sony 200-600 G, especialmente para fotografía de fauna. Por último, ando con un dron, en la medida de lo posible, para hacer mis fotografías aéreas.

La verdad es que para mí todas son herramientas, y me gusta disponer siempre de ellas para las diferentes situaciones que se me presentan. Es por lo mismo que siempre ando bien cargado, pero es algo a lo cual ya estoy acostumbrado.

 

 

¿Quiénes son tus referentes en fotografía?

Creo que son varios los referentes, de los cuales he aprendido algo. Por nombrar algunos, me gusta el trabajo de Frans Lanting, Steve Bloom, Paul Nicklen, Vincent Munier, Marc Adamus, Ian Plant, Guy Tal, Art Wolf, Mangelsen, John Shaw, entre otros más.

 

 

¿Hay algún lugar en Chile que aún no conozcas y que te gustaría fotografiar?

A pesar de llevar más de 20 años recorriendo Chile, aún hay lugares que no he visitado. Quizás uno de los que más me llama la atención es la isla “Madre de Dios”, ubicada en los fiordos patagónicos. Se trata de una gran formación de piedra caliza, en donde la acción de la lluvia, el viento y los glaciares han modelado la geomorfología del lugar, sumado a los bosques impenetrables que la cubren, junto a un sistema de cavernas que aún son muy poco exploradas. Sin duda es todo un desafío desde el punto de vista fotográfico, considerando que las condiciones climáticas son muy inclementes, con una precipitación de 8.000 mm por año. Espero poder ir pronto.

 

Camino en la Araucanía Andina – Sony α7R III | Sony FE 24-105 mm F4 G OSS (f/9 – 1/80 Seg. – ISO 640 – 24 mm)
Jean Paul de la Harpe®

 

¿Qué consejos le darías a alguien que quiera iniciarse en la fotografía?

 Creo que algunos consejos que podría dar, basándome en lo que ha sido mi experiencia, son:

  • Entender desde un principio que la fotografía es un lenguaje, y como tal, debe ser claro y preciso para poder comunicar lo que quieres expresar.
  • Desarrollar la paciencia y la tolerancia ante las frustraciones, porque el camino estará lleno de fracasos, pero hay que tomarlos como oportunidades de aprendizaje, y que de verdad son muy marcadores en tu proceso de aprendizaje.
  • Trabajar duro por las metas que uno se impone. Soy un convencido que las buenas fotografías no son fruto del azar, sino más bien de un trabajo sólido y constante en el tiempo.
  • Aprender o investigar sobre lo que vayas a fotografiar. Por ejemplo, si vas a fotografiar una especie en particular, dedica suficiente tiempo a entender su conducta, hábitos, ecología y distribución. Mientras más sepas, más asertivo serás en tu fotografía y también tendrás un mayor respeto por lo que estás tratando de fotografiar. Creo en el compromiso directo el sujeto a fotografiar.
  • Incomódate. Me refiero a no quedarte siempre donde estés. Es de vital importancia siempre estar empujándote a explorar nuevas cosas, y no quedarte simplemente es una zona en la cual te desenvuelvas bien (Lo que llaman la Zona de Confort). Creo que este aspecto es esencial en cualquier proceso creativo en el cual nos queramos involucrar. Por eso, hay que estar muy abierto siempre a aprender cosas nuevas.
  • Aprende a usar muy bien tu equipo. Tu cámara será tu mejor herramienta en fotografía, y es de vital importancia usarla de manera intuitiva e inconsciente, en donde no perdamos tiempo entrampados en alguna función o algún menú, y dediquemos el tiempo a lo que es verdaderamente importante que es el estar ahí, listos para disparar en el momento indicado.
  • Aprender de la técnica fotográfica. Al igual que el consejo anterior, mientras mejor domines la técnica, mejores resultados obtendrás con tu fotografía.
  • Disfruta del Proceso y no te obsesiones con el resultado. Creo que este punto es uno de los que me hacen más sentido. Muchas veces solo queremos ver resultados, casi de manera inmediata, pero me he dado cuenta que ese camino no tiene buen final. En cambio, cuando de verdad disfrutas de todo el proceso verás que los resultados aparecen de forma espontánea. Ese goce por lo que haces se verá reflejado en tu trabajo final, sumado a las buenas experiencias que irás acumulando con el tiempo en este camino sin fin que es la fotografía.

 

 

Has publicado varios libros sobre tu trabajo fotográfico. ¿Qué nuevos proyectos tienes en mente?

Por el momento tengo un libro en fase de producción, llamado “Chile Nítido”, junto a otro fotógrafo de naturaleza, y que debería ver la luz a finales de noviembre. Además, estoy trabajando en otro libro, cuya temática es la Antártica. La idea es aprovechar miles de fotografías que tomé el verano pasado, durante mi estadía de un mes en el continente blanco. Es un proyecto que me tiene muy entusiasmado, y que espero vea la luz prontamente.

 

 

 

 

*La disponibilidad de los productos aquí mostrados varía entre localidades. Para más información de su existencia por favor ingresa al Website de Sony de tu país.

Equipos utilizados

Recibe las últimas noticias del mundo Alpha

Haciendo click en suscríbete ahora aceptas las Políticas de Privacidad de SONY LATIN AMERICA, INC.
¿Qué deseas encontrar?