SONY
Artigos 5 claves para sacarle provecho a tu teleobjetivo: cómo duplicar distancia

5 claves para sacarle provecho a tu teleobjetivo: cómo duplicar distancia

Por Claudia Rodríguez, 11 de octubre, 2018
5 claves para sacarle provecho a tu teleobjetivo: cómo duplicar distancia

Mateusz Gorny, Polonia. Abierta. Paisaje y Naturaleza. 2018 SWPA


El teleobjetivo es un lente ideal para hacer acercamientos, ya que amplía y recorta la imagen gracias a que tiene un ángulo de visión mucho más cerrado que el del ojo humano. Suelen ser de gran tamaño, robustos y pesados. Hay dos tipos de teleobjetivos de acuerdo a su distancia focal, los cortos y los largos. Los cortos tienen una distancia focal que va entre un 70 mm a 300 mm aproximadamente. Luego están los teleobjetivos largos que tienen una distancia focal mayor a 300 mm.

 

El teleobjetivo está diseñado para fotografiar sujetos que se encuentren a grandes distancias. Es muy utilizado en la fotografía de moda, retratos, naturaleza, deporte y fauna. También pueden utilizarse en fotografía de alimentos y de productos en estudio.

 

Sony cuenta con una extensa gama de teleobjetivos que incluye el Sony FE 85 mm 1.4 (considerado el rey del bokeh) o el Sony Planar 85 mm 1.4 ZA (para montura A), pasando por el codiciado zoom Sony FE 70-200 mm f/2.8 o el nuevo y magnífico Sony G Master FE 100-400 mm f/4.5-5.6 hasta  el nuevo lente fijo Sony FE 400 mm f/2.8 GM OSS, ideal para fotografía de deportes y acción.

Sony FE 70-200 mm /2.8 GM OSS

 

A continuación te daremos 5 claves para sacarle provecho a tu teleobjetivo

 

  1. Cuida la iluminación. Si estás comenzando con un teleobjetivo cuya apertura de diafragma más abierta sea entre f/4.5 y 5.6 debes cuidar la iluminación para lograr una correcta exposición. En luz de día no tendrás mayor problema, pero si vas a hacer fotos de teatro o de ballet en sitios cerrados, sube el ISO si las condiciones de luz no son las mejores, aunque es preferible que inviertas en un lente luminoso con apertura mínima de f/2.8 en esos casos. El lente Sony FE 70-200 mm f/2.8 GM OSS es un zoom teleobjetivo sumamente luminoso y que ofrece gran nitidez y nitidez, además de calidad superior que solo un lente prime de la serie GM puede ofrecer.
El artesano Ben Lowy usa la a9 y el 70-200 mm F/2.8 GM OSS. Foto de Brian Smith

 

2.  Realza los planos. El teleobjetivo tiene como característica fundamental que aplana y comprime la perspectiva en la imagen. Busca la geometría o juega con las líneas y puntos de fuga. Aprovecha y maximiza esa cualidad y los resultados te sorprenderán.

 

3.  Aprovecha la distancia focal aparente. Recuerda que al utilizar un teleobjetivo en una cámara con sensor APS-C, la distancia focal se multiplica por el factor de conversión, por lo que si tienes un lente de 200 mm, realmente estarás aprovechándolo como un 300 mm. De igual manera, si tienes un teleobjetivo corto de 90 mm y quieres multiplicar su distancia, debes usar una cámara con sensor recortado y tendrás un lente de 135 mm (distancia focal aparente). Esta característica puedes usarla a tu favor si quieres por ejemplo hacer astrofotografía y dispones de un 400 mm, con sensor recortado, puedes aprovecharlo y tendrás un 600 mm para poder hacer fotos mucho más cercanas sin sacrificar calidad ni resolución.

 

4.   Céntrate en los detalles. El teleobjetivo es un lente que busca acercarte lo más posible a tu sujeto. Aprovecha esa cualidad y elige cuidadosamente algún detalle dentro de tu composición. Verás que tu imagen no solo será más interesante sino mucho más atractiva.

 

5.  Enfoca tu atención en tu motivo principal. El teleobjetivo es un lente que acarrea o aplana el fondo a la vez que lo desenfoca, lo que da la impresión de que los elementos se encuentren más cerca unos de otros, de lo que percibimos con nuestros ojos y en la imagen pueden verse amontonados los planos unos entre otros, por su cualidad de tener poca profundidad de campo.

 

Si quieres duplicar o multiplicar la distancia focal de tu teleobjetivo también puedes utilizar convertidores o adaptadores que permiten multiplicar la distancia focal por 1.4 o por 2, sin degradar la resolución. En el caso de Sony hay varios modelos como el teleconvertidor de 2x  o el teleconvertidor x1.4 compatibles para lentes con montura E como el 70-200 mm f/2.8 GM o el 100-400 mm f/4.5-5.6

Jason en Flickr tomó esta foto con la a6500 un Sony FE 70-200 mm f/2.8 GM y un teleconvertidor de 2x

 

 

Recuerda que el teleobjetivo largo (de distancia focal más larga entre 300 y 600 mm), suele ser menos luminosos. Por su tamaño y peso es obligatorio el uso de un buen trípode para evitar la trepidación, así como debes cuidar de usar velocidades de obturación superiores a 1/250, buena iluminación o valores de ISO altos.

 

Estos lentes largos son idóneos para fotografiar deportes como fútbol o béisbol, naturaleza y animales en su ambiente, ya que te puedes ubicar lejos de la acción y pasar inadvertido.  De igual manera estos lentes son los ideales para hacer astrofotografía.

 

Te recomendamos conocer la obra del artista y  Sony Alpha Partner chileno, Manuel Fuentes, ganador del SWPA Nacional de Chile 2015.  A continuación la foto de Torres del Paine, magistralmente fotografiadas con un teleobjetivo.

 

 

 

* A disponibilidade dos produtos mostrados aqui varia entre os locais. Para mais informações sobre sua existência, visite o site da Sony em seu país.

Equipamento usado

Receba as últimas notícias do mundo Alpha

Ao clicar em se inscrever agora, você aceita as Políticas de privacidade da SONY LATIN AMERCA, INC
¿O que você quer encontrar?